viernes, 24 de enero de 2014

Esencialidad


... Me siento, pues, algo en desacuerdo con los poetas del día. Ellos propenden a una destemporalización de la lírica, no sólo por el desuso de los artificios del ritmo, sino, sobre todo, por el empleo de las imágenes en función más conceptual que emotiva. Muy de acuerdo, en cambio, con los poetas futuros de mi Antología, que daré a la estampa, cultivadores de una lírica, otra vez inmergida en las mesmas vivas aguas de la vida, dicho sea con frase de la pobre Teresa de Jesús*. Ellos devolverán su honor a los románticos, sin serlo ellos mismos; a los poetas del siglo lírico, que acentuó con un adverbio temporal su mejor poema, al par que ponía en el tiempo, con el principio de Carnot, la ley más general de la naturaleza.

Entretanto se habla de un nuevo clasicismo y hasta de una poesía de intelecto. El intelecto no ha cantado jamás, no es su misión. Sirve, no obstante, a la poesía señalándole el imperativo de su esencialidad. Porque tampoco hay poesía sin ideas, sin visiones de lo esencial. Pero las ideas del poeta no son categorías formales, cápsulas lógicas, sino directas intuiciones del ser que deviene, de su propio existir; son, pues, temporales, nunca elementos ácronos, puramente lógicos. El poeta profesa, más o menos conscientemente, una metafísica existencialista, en la cual el tiempo alcanza un valor absoluto. Inquietud, angustia, temores, resignación, esperanza, impaciencia que el poeta canta, son signos del tiempo, y al par, revelaciones del ser en la conciencia humana.


La llamo pobre, porque recuerdo algunos de sus comentaristas

Antonio Machado.


Fragmento extraído de
Poesía Española Contemporánea, Antología por Gerardo Diego

jueves, 23 de enero de 2014

Adentros


Cuerpo

Búscame ahora que tenemos en común
esta dulce sensación calórica
del sol en la piel los días de invierno.

Ahora que nuestras palabras no son tan ajenas,
ni tan nuestras siquiera.

Por fin podemos hablar sin miedo
de la fórmula del tiempo,
de la atmósfera del hidrógeno,
de la medida precisa del universo,
de la química del odio o del beso,
del Gran Hermano dos punto cero,
de la economía de las manos o del sexo,
de la justicia de los actos y del verbo,
de dónde puso a cada uno el tiempo.

Encuéntrame ahora,
mientras estoy vivo. Ahora
que aún soy adentros
por entender este cuerpo.


SpNt2005 – 15/1/2014

Automatización



(Vía xkcd)


Botón "Opinión del pueblo"




jueves, 16 de enero de 2014

Google Chrome, un chivato por defecto

Pensároslo dos veces antes de formatear. Es un poco como limpiar. Después del esfuerzo por revivir el olor a superficie yerma (en este caso, el rendimiento a plena potencia con los años encima) uno se esfuerza en conservarlo. Evidentemente, no dura mucho tiempo. Internet también está lleno de mierdas.

Y digo esto a cuento de Google. Uso Google, bastante. De hecho, si no lo usara no habría llegado a escribir esta entrada. Y no me refiero sólo a que Blogger sea de Google (una buena compra, supongo).

Resulta que estaba utilizando CCleaner, un programa recomendado por un amigo para, entre otras cosas, tirar la basura que dejan los navegadores repartidos por el ordenador, necesarios en su momento pero que después pueden llamarse mierda. Mierda que puede transmitir virus, como en "la vida real".

Concretamente, CCleaner borra del navegador Google Chrome: caché, historial, cookies, contraseñas guardadas, historial de descargas, sesión e información guardada de formularios.

Después de volver a iniciarlo, me seguía apareciendo mi dirección de correo electrónico en Facebook, conocido mundialmente por su privacidad de datos. Vaya, vaya. Entonces fue cuando utilicé esta gran masa de información 100% pública y analizada por a saber cuántos centros de espionaje de "la vida real" para poner en común mi duda.

El resultado: hay que mirar más arriba. Ahora mismo, Google Chrome ofrece en su Configuración avanzada, en el apartado de "Contraseñas y Formularios" la posibilidad de modificar los siguientes apartados:
  1. Habilitar la función Autocompletar para rellenar formularios web con un solo clic Administrar configuración de Autocompletar
  2. Preguntar si quiero guardar las contraseñas que he introducido en la Web Administrar contraseñas guardadas
Bien, ambos están habilitados por defecto. Es decir, son así hasta que los cambias. La función Autocompletar es bastante curiosa, recuerda el texto con el que estrenas un formulario. Además también te ofrecerá guardar información sobre tu tarjeta de crédito:
"La información de tarjetas de crédito también se puede almacenar de forma segura. El navegador puede guardar la información de tu tarjeta de crédito si concedes ese permiso de forma explícita. Cuando introduzcas la información de tu tarjeta de crédito en un formulario, aparecerá un mensaje en la parte superior de la página en el que Google Chrome te preguntará si deseas guardar esa información. Haz clic en Guardar información si quieres que la información de tu tarjeta de crédito se guarde como una entrada de Autocompletar."

Destaco "de forma segura". En las opciones "Administrar configuración de Autocompletar" y "Administrar contraseñas guardadas" está el peligro, en vuestro navegador, la primera os llevará a la siguiente imagen:




¿Adivinas qué aparece si haces clic en "editar"?





Exacto. Ahora, vamos con la segunda opción: contraseñas. Da miedo.




Exacto. No hay contraseña. Ni siquiera la posibilidad de añadir una. Que yo haya utilizado, Firefox da la opción de poner contraseña maestra en este caso.

Así que ya sabéis amigos, si usáis Google Chrome no os separéis de vuestro ordenador con la sesión iniciada. Puede estar Facebook mirando.


Gracias a Jose Manuel y a Revelación Cuántica por sus aportes para esta conclusión.

Añadir que el autor no se responsabiliza del mal uso que se haga de esta información. 
No hay que ser un ingeniero para cambiar la configuración... así que estás a tiempo de tomar precauciones.

Bots vs Humanos (2013)


trafico web, trafico web robots, trafico web humano

(Vía Incapsula a través de Bots vs Browsers)


Una de mis primeras decepciones una vez creada la web de Acta Verbum es que en el listado de visitas aparecía en numerosas ocasiones la página para registrarse. Sin embargo, nadie se registraba. ¿Por qué? ¿Por qué entran en registrarse y después no se registran? ¿No llegan los correos de confirmación? ¿Tan despacio carga la página que se aburren esperando?

No era para tanto. Para empezar, tenía el archivo "robots.txt" de serie. Malo. Hay que poner algunas limitaciones a qué se puede y sobre todo, a quién se puede dejar pasar.

Para decirlo pronto y bien; el archivo robots.txt es un archivo de texto almacenado en el servidor que le le dice a los bots (programas informáticos que viajan de un enlace a otro almacenando los datos en una base de datos que después podrá utilizarse para recuperar la información o para analizarla en función del propósito) qué partes de un dominio (sitio web) pueden rastrear y almacenar en su base de datos. Pueden ser urls o directorios, aunque no es la única forma de limitar el acceso. (Más información sobre el archivo robots.txt)

Esto soluciona la mayor parte del problema, pero no el problema. Algunos bots son capaces de evadir el archivo "robots.txt" o la etiqueta index="nofollow". Eso sí parece un problema...

En Drupal, las estadísticas también te muestran la IP que te visita. La IP es como la matrícula de nuestro ordenador mientras navegamos por internet. Depende de la conexión a internet, por lo que también puede utilizarse para aproximarnos a su situación geográfica (hay excepciones).

Fue entonces cuando, buscando directamente por IPs, me encontré con "The Project Honey Pot". Esta web nos ofrece un directorio donde nos avisa si una IP es sospechosa de ser utilizada para rastrear la web con malas intenciones, bien para recopilar datos como direcciones de correo (para enviar publicidad, por ejemplo), para dejar comentarios tipo "Me gusta mucho, -enlace-", o incluso para hacer ataques de diccionario para romper contraseñas.

Ahora me visitan menos bots "de los malos" y el servidor parece que lo nota. No es especialmente rápido de por sí, pero lo nota.

Es increíble lo que pueden hacer ciertos programas. En mi caso, un bot había creado varias cuentas de usuario, introduciendo incluso una fecha de nacimiento aleatoria. El mejor consejo para evitar la mayor parte de las intrusiones automatizadas es introducir CAPTCHAs en todas las páginas que incluyan formularios (páginas de registro, comentarios...), especialmente las disponibles para usuarios anónimos.

¡Ánimo humanos, que remontamos!

miércoles, 15 de enero de 2014

Medida del círculo



medida del circulo, circulo arquímedes


(Vía DivulgaMat)

Arquímedes: “todo círculo es igual a un triángulo rectángulo cuyo radio es igual a uno de los lados que forman en ángulo recto y el perímetro es igual a la base”.

Juan Gelman


De Relaciones (1973)


Confianzas

se sienta a la mesa y escribe
«con este poema no tomarás el poder» dice
«con estos versos no harás la Revolución» dice
«ni con miles de versos harás la Revolución» dice

y más: esos versos no han de servirle para
que peones maestros hacheros vivan mejor
coman mejor o él mismo coma viva mejor
ni para enamorar a una le servirán

no ganará plata con ellos
no entrará al cine gratis con ellos
no le darán ropa por ellos
no conseguirá tabaco o vino por ellos

ni papagayos ni bufandas ni barcos
ni toros ni paraguas conseguirá por ellos
si por ellos fuera la lluvia lo mojará
no alcanzará perdón o gracia por ellos

«con este poema no tomarás el poder» dice
«con estos versos no harás la Revolución» dice
«ni con miles de versos harás la Revolución» dice
se sienta a la mesa y escribe














sábado, 11 de enero de 2014

Bárbara Butragueño

Obsidiana

Yo sé cosas. Y cuando digo que estamos solos, estamos solos.
Lars Von Trier, Melancolía


Esperáis que os proporcione palabras

de consuelo

frases que sofoquen la penosa

inquietud que, adivináis,

crece en vosotros

como un tálamo

ennegrecido.



Además, está la asfixia

claustrofóbica, el clamor

de los insectos

bullendo en la garganta,

y el corazón cubierto

de obsidianas

relucientes:

la pavorosa ofuscación

de la ansiedad.



Creedme.

Quisiera poseer esas palabras, deciros

que existe el hombre puro y que en él

no ramifica sin remedio,

enredada en sus costillas,

la amargura perpetua

de lo humano.

Acaso así podrías negar

el sofocante desamparo que provoca

esa constante sensación de interinidad

decantada sobre tu cuerpo

partícula

a partícula,

ese no estar del todo en ningún sitio,

y caminar siempre en línea recta

hacia la hoguera,

como un ave empeñado

en atravesar

el cristal.



Tu vida se ha convertido

en el triste hábito de arrebatarte,

despreocupada e implacablemente,

todo lo bueno

que para ti deseas



y de observar,

con pasmo detenido,

lo natural

del movimiento

y tu siniestra

satisfacción.


Qué es, de dónde viene

esta piedra negra

que ocupa el lugar

que tantos otros

llaman amor.














Web: http://chincheta.wordpress.com
Blog: http://naufragiosdiminutos.blogspot.com/

Esto lo hice yo


esto lo hice yo, internet, autoria en internet


martes, 7 de enero de 2014

Juego de imaginar


Uno para dos


La poesía no tiene más objeto que ella misma. Su fin no es la verdad, sino ella misma. Los modos demostrativos de lo verdadero son otros y están en otros lugares
Octavio Paz

Sólo la imaginación contiene a la poesía
Charles Baudelaire

El estudio lingüístico de la poesía tiene una doble trascendencia. Por un lado la ciencia del lenguaje, llamada sin duda a estudiar los signos verbales en todas sus disposiciones y funciones, no tiene derecho a ignorar la función poética, copresente en el habla de todo ser humano desde la primera infancia, y fundamental en la estructura del discurso. Esta función implica una actitud introvertida respecto a los signos verbales en su unión de significante con significado
Roman Jakobson



Uno empieza antes de esperar
que de sí surjan los motivos,
las guías, los objetivos a financiar.

Uno jugando a ser uno mismo
aprende los turnos, las cifras del azar
no exento del éxito de la probabilidad.

Uno empieza entonces a apalabrar la vida,
una pipa es una pipa, esta vista no es mía,
un tal sol nos alumbra según día tras día.

Uno empapa los significados en la orilla,
brilla la luna baila sobre el lago blanquecina.

Uno escurre la figura repuntando el ritmo,
plazas dulces del estío, apagón de frío.

Uno empieza para después terminar
sin temer dónde el final.

Entonces brisa, lluvia, niebla, sol
no deja de tronar. Entonces luz;
uno sin saberlo son dos
jugando a imaginar.



SpNt2005 – 31/12/2013

Gañanes at work


Cinco años dan para mucho. Dan para aprender y olvidar mucho. Si esos cinco años tienen un propósito académico y tienes la suerte de saber adaptarte a las desavenencias económicas podrás decir, casi con total seguridad, que has conocido a un buen puñado de los que serán tus mejores amigos para el resto de tu vida.

No lo digo yo. Lo dice mi memoria. Por si acaso, algunos de esos amigos intenta recordar los buenos momentos mientras están pasando.

Gañanes at work es un documental biográfico de vanguardia cutre. Difícilmente tenga interés para quienes no estuvieron allí. Es la historia de una larga noche de trabajos de grupo en plena efervescencia universitaria. No es ficción, podría no ser realidad y lo pasamos muy, pero que muy bien.




Gracias a Álvaro y Dani, que seguro que pasaron unas cuantas horas montando el vídeo, a Carlos por cedernos el espacio de su casa innumerables veces y a todos los que hicieron posible que un servidor terminara sus estudios con éxito.

Os echo de menos, que lo sepáis.

Botas


a pair of boots, a pair of boots van gogh, van gogh


Vincent Van Gogh. Zundert, Países Bajos.
A Pair of Boots
Principios de 1887.
32.7x41.3. Óleo sobre lienzo.

viernes, 3 de enero de 2014

Emoción








© Lo supe en cuanto te vi
Maira Gall