lunes, 21 de febrero de 2011

Kiosko de pensar


elle, kiosko de pensar, moda, bolso
(Gracias Lourdes)

La prensa deportiva nos habla del primer ciego que coronó el Everest, y las revistas de coches nos alertan de las consecuencias de la producción de agrocombustibles. La llamada ‘prensa femenina’ revelará que Ruanda es el primer país del mundo en tener más mujeres que hombres en su parlamento y las revistas económicas nos desvelarán las implicaciones de los bancos en las empresas de armas.

La inauguración de la exposición “Kiosco de pensar” será el martes, 22 de Febrero de 2011, a las 12:30 en el Jardín tropical de la estación Puerta de Atocha (Madrid).

Organizado por el Centro de Iniciativas para la Cooperación Batá (CIC Batá)

Más información, entrevistas y solicitud de fotografías:

Elena Nagore (CIC Batá) 957 780040 ext. 208 -- 635973418
e-mail: prensa(arroba)cicbata.org

Marta Caravantes (CIPÓ Company) 918429780 / 661007505
e-mail: marta(arroba)cipocompay.com






Circo Romano



gladiador, coliseo, roma, toros, gladiator
En esto han convenido todas las naciones, o todos los hombres, y sólo se han diferenciado en la especie de recreos. Los atenienses, cuyo carácter era dulce y humano, jamás admitieron en su ciudad espectáculos sangrientos. No faltó quien les quisiese persuadir adoptasen el espectáculo de los gladiadiores (.pdf) para no ceder ni aun en este a Corinto, que daba emulación a su República, pero tuvieron un Demonax (filófoso griego del siglo I) cuyo dictamen hizo mucho honor a la Filosofía, y debe hacerlo a la humanidad. "Destrozad antes (les dijo) los Altares que ha más de mil años erigieron vuestros padres a la misericordia".

Los Griegos, naturalmente guerreros y dedicados a formar el cuerpo y el espíritu de su juventud, introdujeron y honraron varios juegos que sirviesen a fortificarle y hacerle más robusto para la fatiga y más firme y activo en los combates, en que habiendo de llegar a los brazos decidían de la victoria, la agilidad o la fuerza. Tales eran los juegos olímpicos, píticos, ístmicos, y nemos, cuyos combates, aunque no del todo ajenos de peligro, llegaban raras veces a ocasionar la muerte y ejercitaban siempre la destreza y el vigor.

Los romanos, casi de tiempo inmemorial, tuvieron la bárbara costumbre de sacrificar los prisioneros de guerra a los Manes de los grandes hombres muertos en las batallas.

Pareció bárbaro con el tiempo sacrificar estos cautivos como unas bestias, y se instituyó que combatiesen unos contra otros, para que ejercitando cada uno su valor y destreza, tuviese medio de conservar la propia vida al coste de quitarla a su adversario. Esta costumbre, in duda menos inhumana, y que vieron por la primera vez los Romanos en el funeral que Marco y Decio Bruto hicieron a su padre, era ya antigua en Italia, y en la Campania se solemnizaban convites con este horrible recreo. En los principios sólo se daba al pueblo el espectáculo de los gladiadores en los funerales de los hombres ilustres. Hízose después costumbre, y hasta los particulares dejaban señalado en sus testamentos el número de gladiadores que habían de combatir después de su muerte. Empezó por tristeza y dolor, y con el discurso del tiempo vino a ser la más agradable diversión del Pueblo Romano, que concurría a este combate en número y con una prisa increíble. En efecto, era preciso haber renunciado a todo sentimiento de humanidad y de compasión para ver con ojos enjutos correr la sangre de sus semejantes, y mucho más para hallar placer en tan odioso espectáculo; pero tal es el corazón de los hombres y tal la fuerza de la costumbre. Los corazones de los romanos parecían insaciables de sangre, y ciento y veinte y tres días consecutivos, en que Trajano dio al Pueblo este funesto recreo, y en que vio Roma diez mil gladiadores destrozados sobre la arena (combatieron 10.000 gladiadores contra 11.000 fieras), no bastaron a apagar su sed de sangre humana.


(director de El Pensador; lista completa de pensamientos)

Fragmento de Crítica contra las fiestas de toros (Pensamiento XLVIII)

Extraído de Prosistas del siglo XVIII, edición de César Real Ramos y Luis Alcalde Cuevas.


Entrada publicada anteriormente sobre los toros.


Sortu

legalizacion sortu, logo sortu, sortu, rueda de prensa(El presente texto es un ejercicio para clase. Se trata de una editorial, por lo que mi posición respecto al tema es más remarcada de lo habitual, espero que los documentos que enlazo sean suficientes para comprender mi postura.)

El pasado 8 de febrero nació un nuevo partido en la izquierda abertzale: Sortu. En euskera significa «crear», «nacer» o «surgir». Este dato ha sido interpretado como un eufemismo por la mayoría de medios de comunicación, por cuanto lo consideran una continuación de la ilegalizada Batasuna, rama política de ETA.

Participaron en la presentación del nuevo partido Iñaki Zabaleta (catedrático de Periodismo de la UPV), su portavoz; Karmele Agirregabiria (directora de un euskaltegi o centro de enseñanza del euskera para mayores), Xabier Artola (profesor de la UPV), Esther Hernandorena (profesora), Maider Etxebarria, (doctora en Geología), José María Compains (abogado), Edu Brugos (sindicalista), Sonia Respaldiza (administrativa), María Jesús Vélez (trabajadora social) y Raquel Jausoro (trabajadora). En la rueda de prensa anunciaron su presentación a las elecciones municipales del 22 de mayo, aunque no se admitieron preguntas. Afirmaron no ser «continuidad de nada». Se definen como un partido con unas señas «bien definidas»: son socialistas e independentistas desde la política. Rechazan «absolutamente y sin ambages» la violencia, «incluida de ETA» y no permitirán que nadie les «fagocite»...


Puedes leer el artículo completo en Periodistas-es.

Es un portal de periodistas en el que publicaré los textos más extensos y, por qué no, de mayor responsabilidad periodística.
© Lo supe en cuanto te vi
Maira Gall