viernes, 28 de mayo de 2010

Eyjafjallojökull

4. El arte y la ciencia: los dos pilares del progreso


Contemplen cómodamente las siguientes imágenes, en pantalla completa a ser posible:





Iceland, Eyjafjallajökull - May 1st and 2nd, 2010 from Sean Stiegemeier on Vimeo.

(Gracias Riki)


¿Qué les parece? Increíble, verdad.

Se trata del Eyjafjallojökull, el volcán subterráneo islandés que entró en erupción el pasado día 15 de abril, después de 190 años inactivo, que durante estos meses ha paralizado el cielo. El viento expandió la ceniza sobre Europa y llegó a afectar al tráfico aéreo de 16 países, que tuvieron que cancelar todos los vuelos previstos porque las partículas flotantes pueden dañar el fuselaje de los aparatos.

A continuación, podéis ver un vídeo producido por BBC News explicando cómo la ceniza volcánica afecta a los motores a reacción:


Test shows how volcanic ash impacts a jet engine (~3 min.)


Como primera estimación, el volcán ha producido unas pérdidas ecónomicas que oscilan entre los 150 millones y los 190 millones de euros diarios por parte de las empresas de transporte aéreo (entender transporte como mover de sitio a personas y/o mercancías).

No olvidemos que la aviación siempre ha sido un negocio que requiere inversiones muy fuertes: "una inspección técnica cuesta unos 25.000 euros por aparato pero tener el avión parado son otros 200.000 diarios. Si además hay que hacer revisión de motores, la broma asciende a 2,2 millones de euros. Cada uno." Es lógico que no se arriesgaran a volar.

El comercio, sea de mercancías o seres humanos, es una actividad comercial que pertenece al tercer sector. El transporte en sí, como es evidente, no genera ningún producto sino un servicio. Cuando trasladamos un objeto de un lugar a otro no obtenemos nada de éste, sigue siendo el mismo: la barra de pan que hemos cambiado de estantería sigue siendo suficiente para alimentar a cuatro, pero a cinco no llega. ¿Cómo comen entonces los pilotos de avión?

Es el sector primario el que debe sustentar al resto de sectores basados en el desarrollo del progreso. El progreso, a cambio, posibilitará una mayor producción por centímetro cuadrado, es decir, que hará que un mismo pedazo de tierra sea capaz de producir mucho más, independientemente de la calidad del producto resultante. Por ahora es imposible mantener el sabor de un producto si queremos que resista todo el proceso productivo: se extrae, se envasa, se transporta en cámaras frigoríficas (suelen ser varias), llega hasta los supermercados, se mete en una bolsa, se guarda en el frigorífico, se cocina y se come. Esta "evolución biológica adaptada a la demanda" es la única forma de abastecer a la población que habita en las ciudades, que hasta ahora se venía haciendo a través de manipulación genética, veremos qué pasa una vez desarrollada la posibilidad de "inventar" nuevas células.

Y con el beneficio que no sea dedicado a la investigación agrícola se podrán desarrollar el mundo de la ciencia y el arte: los dos pilares del progreso, las dos vías de expansión de la inquietud humana.

La contradicción es la siguiente: ¿cómo vamos a sobrevivir en un sistema basado en la destrucción del medio si nos derretimos por el placer de la contemplación? Si no existiera la aviación, si no se talaran bosques enteros y se contaminaran ríos, ¿cómo habríamos podido inventar un aparato captar las imágenes del volcán y dar de comer a la persona que lo hace?¿Cómo va a investigar un médico sobre el ADN sin un aparato capaz de hacerlo?¿Cómo podría estar escribiendo esto?¿Cómo podrías estar leyéndolo? El dinero ha hecho posible convertir kilos y kilos de tomates en un termómetro y en una película de cine. Es así de simple, no sabemos hacer otra cosa.

En un estudio realizado por el Instituto Vulcanológico Nórdico, David McCandless y Ben Bartels, (en el blog The information is Beautiful) podemos encontrar un análisis bastante específico sobre las consecuencias medioambientales del volcán. Su conclusión es esta:




(Vía Escolar.net)

Basándose en estos datos, podemos pensar que las 150.000 toneladas de CO2 que emite el volcán a la Tierra es un mecanismo de defensa natural del propio planeta, puesto que supone un ahorro de más de 200 toneladas de CO2, un 125% más de la cantidad emitida.

Por suerte, nuestra especie ya ha ideado una buena forma de contrarrestar esa pérdida de oportunidad de rentabilidad económica (que han perdido las aerolíneas) con el transporte terrestre (había que saber cuánto contaminaron los autobuses y coches que hicieron posible que las barras de pan y las armas llegaran a su sitio); lo que ha hecho redirigir el consumo hacia otro lugar; además, Olafur Grimsson, el presidente de Islandia, ha tenido una buena idea: convertir la "catástrofe" en "reclamo turístico", la cuestión es que esto no se convierta en algo natural.

Como despedida, hace un par de días dije que había tenido el placer de contemplar un amanecer en Islandia (es que soy muy ñoño yo). Esto fue posible gracias a este pequeño mapita, que muestra la posición de dos webcams ante el volcán Eyjafjallojökull, pinchando sobre una de las dos webcams podéis acceder a su ángulo de visión en tiempo real.

Podéis ver el mapa haciendo click aquí (perdón, no he sabido insertarlo...).

Si prefieres verlo directamente: Ver Cámara Este (más lejana) y Ver Cámara Norte.

Muchas gracias.

---
Actualización - 9/6/2010 23:34






Airspace Rebooted from ItoWorld on Vimeo.

"Una visualización de cómo ha sido el retorno a la actividad en el espacio aéreo europeo después de las restricciones por las cenizas del volcán islandés que obligó a cerrar los aeropuertos. Impresiona cómo se detiene y vuelve a convertirse en un enjambre."

(Vía Fogonazos)

Cosas

Tengo mucho sobre lo que escribir pero no termino de hacerlo.

Ayer estuve repasando por última vez el libro antes de llevarlo al depósito legal (iba a llevarlo el jueves con Sandra, pero al final lo llevaré el lunes). El primer paso del final de la publicación de mi primer libro. Y me redescubrí en él. Mucha autocrítica, algunos cambios... vi cada pequeña muestra de mi pasado como un todo y, como conclusión, mi futuro es algo a lo que sigo temiendo pero a lo que estoy dispuesto a enfrentarme. Mi futuro sólo se basa en un presente feliz. El resto es mercado.

También quería escribir tres nuevos capítulos de Charcos de Barro: uno sobre el arte y el progreso, apoyándome en el volcán de Islandia y un vídeo espectacular; otro sobre la tecnología, aprovechando que se creó hace muy poco la primera célula con genes sintéticos, y exponiendo qué puede suponer este avance; y otro sobre las posibles causas de la tercera guerra mundial, donde entraría Corea del Norte además de una reflexión basada en el crecimiento demográfico y en mi teoría de las tribus.

Alguna frasecita, alguna psicofonía, algún poeta nuevo... tengo muchas cosas que contar, así que hoy puedo dormir tranquilo.
© Lo supe en cuanto te vi
Maira Gall